Red Gráfica Latinoamérica

Inicio > Impresos > Preprensa > Pruebas de Color Remotas

Pre Impresión

Pruebas de Color Remotas

Una prueba de color es la única posibilidad de preveer el resultado de una impresión, cada día el impacto del producto impreso en el punto de venta es más importante porque define una compra, una desición y es ese producto establece una relación con el consumidor.

En el caso del offset, antes de imprimir un inserto "Publicomercial" (cantidades superiores a 200.000 reproducciones), la prueba de color es una herramienta esencial en el proceso.

El sistema de pruebas de color ha ido evolucionando con el tiempo, en equipos, materiales, insumos, técnicas, etc. Esto ha hecho que cada vez se tenga un control más preciso sobre la reproducción de color, un tema bastante complejo y a la vez, esencial en la industria de los impresos.

Para resumir, una prueba de color es una simulación ( en un dispositivo x ) de la apariencia que tendrá un material impreso ( en un dispositivo y ). Para que esto sea válido, es necesario que las condiciones y parámetros en cada uno de los dispositivos ( incluyendo no solamente dispositivos de salida, sino también de visualización en pantalla ) sean iguales y permanezcan calibrados según los estándares establecidos por el proveedor de impresión.

En un principio las pruebas de color eran análogas y se obtenian a partir de películas que contenian la información de cyan, magenta, amarillo y negro. Algunas de las técnicas análogas más usadas eran conocidas como el Pressmatch o el Colorkey, actualmente estas ya han sido reemplazadas por sistemas de pruebas de color digitales, que imprimen la prueba directamente del archivo.

La posibilidad de imprimir de forma remota

Con el continuo avance de las tecnologías en telecomunicaciones, la internet, las redes internas o intranets, se ha ampliado la posibilidad de enviar y compartir archivos de tamaños considerables dentro de las empresas como también entre las empresas y sus clientes y/o proveedores.

En el caso específico de las pruebas digitales de color, es posible actualmente y desde hace unos años, la instalación de dispositivos remostos que permitan imprimir pruebas de color en sitios muy distantes de la planta de impresión. Esto permite que el cliente tenga la facilidad de aprobar el color de un impreso sin que tenga la necesidad de desplazarse hasta las instalaciones de su impresor.

Las puebas remotas se convierten en una importante herramienta que amplia la productividad y garantiza la calidad de un impreso. Además brinda ventajas competitivas, así como reducción de tiempos y costos de desplazamiento.

Para que un sistema de pruebas de color remotas sea confiable debemos tener en cuenta los siguientes puntos:

1. Asegurar un correcto funcionamiento de los dispositivos instalados haciendo el mantenimiento adecuado a cada uno de los equipos y manteniendo calibraciones periódicas de los mismos.

2. Cada una de las partes del proceso deben estar controlados por sistemas de aseguramiento de la calidad. Actualmente para pruebas de color se utiliza el estándar de impresión ISO 12647 – 7

3. Los dispositivos en cada una de las partes deben estar certificados y se debe asegurar que utilicen los mismos sustratos y suministros.

4. Es necesario la utilización de perfiles de color aprobados en cada uno de los dispositivos.

5. La validación visual de las prubas de color no debe ser solamente subjetiva, sino, apoyada por instrumentos de medición debidamente calibrados (colorímetros, espectrofotómetros).

Articulo relacionado La Normativa ISO 12647-7 para pruebas de color


En otras secciones:
Powered by Disqus

 
Atarraya