Red Gráfica Latinoamérica

Inicio > Gerencia > Normalización > Los indicadores, el mapa de la gerencia

Gestión

Los indicadores, el mapa de la gerencia

por Red Gráfica Latinoamérica

Los indicadores, hacen parte importante de la gestión de una empresa y son fundamentales a la hora de medir resultados, planificar acciones futuras y sobre todo tener un panorama general de los aciertos y errores que deben verse reflejados de planes que se reducen a una gestión del mejoramiento continuo.

Los indicadores de gestión, son la expresión cuantitativa del comportamiento de una o múltiples variables que intervienen en un proceso. También dan una noción de los atributos de los resultados, que permiten analizar la gestión y el cumplimiento de las metas respecto al objetivo trazado por la organización.

Es importante para entender el concepto de indicadores de gestión, aclarar la definición de gestión: los tratadistas, y en especial sus practicantes, la explican como el conjunto de decisiones y acciones que conducen a lograr objetivos previamente establecidos.

Se pueden diferenciar tres niveles de gestión:

1.- Nivel estratégico, que corresponde a la alta dirección de la institución o empresa.

2.- Nivel táctico, que depende del nivel anterior y tiene que ver con las operaciones estratégicas en sus etapas iníciales.

3.- Nivel operativo, corresponde a la gestión del día a día y depende de la gestión táctica.

A su vez, el concepto de control de gestión se constituye también en un elemento gerencial, pero tiene lugar una vez se han diseñado las acciones para el logro de los objetivos de la empresa en cuestión. Esto significa que complementa el nivel estratégico y se aplica en una organización que se propone controlar la evolución en el tiempo de los principales procesos y sus variables.

Los indicadores deben ser medibles y deben tener referencias claras, que puedan ser analizadas y revisadas periódicamente.
Esto permite establecer procesos de mejoramiento y calidad en cada una de los procesos de la organización. La toma de datos que se establezcan mediante distintos tipos de dispositivos, darán como resultado la aplicación de acciones de mantenimiento, correctivas o preventivas si se da el caso.
Los indicadores constituyen fuentes de información necesarias para la gerencia. Esto significa que no son simples datos.

Los indicadores deben ser:

1.- Exactos: presentar la situación como realmente es.

2.- Presentación: existen diversas formas de presentación (cualitativa, cuantitativa, numérica, gráfica, impresa y otras). La elección depende de la situación y necesidades de la empresa.

3.- Frecuencia: que tan a menudo se requiere la toma de datos, se construye el indicador y se analiza.

4.- Extensión: referente al alcance por su cobertura del área de interés.

5.- Origen: la información puede ser de origen interno o externo. Importante que la fuente generadora sea la correcta.

6.- Temporalidad: registra hechos o situaciones pasadas, actuales o proyecta el futuro, según se requiera.

7.- Relevancia: la información es relevante si es importante para una situación concreta.

8.- Integral: si proporciona a quien lo requiere un panorama completo del fenómeno determinado que se intenta entender y analizar.

9.- Oportunidad: se refiere a estar disponible cuando se necesita.

Un indicador de gestión es parte clave en los procesos de seguimiento y control para implementación de un sistema de calidad interno y que posteriormente puede aplicar a un proceso de certificación (las certificaciones la entregan entidades también certificadas y autorizadas para emitir un certificado), en cualquier sector de la industria.

Artículo recomendado: ISO 9000, Los datos demuestran beneficios


En otras secciones:
Powered by Disqus

 
Atarraya